Los Once Pasos del Método De La Magia: Paso V

Acceder al Mapa que contiene El Camino Principal del que derivan todas las rutas, es Acceder entonces a la más Pura Magia que accede a todo lo que quiera alcanzarse del Universo.

PASO V: La Magia De EL COMBATE
No conformarnos con las islitas (Señales de la Cosa) que se nos presentan en el Recorrido hacia el Resultado que hemos decidido… y que parecen paradisíacas.
Explicación
¿Avanzo? Todo lo que gracias a La Esfinge hemos podido aprender nos permite estar advertidos y ver con claridad qué hacer, tanto si la Cosa da Señales no armónicas, como si no hay Señales de La Cosa. En ambos casos, sabremos que si no estamos más cerca de lo que queremos es porque, simple, sencilla y concretamente, estamos yendo hacia otro lugar.

El Universo polariza hacia lo que Invocamos con nuestra Palabra, no hacia donde tenemos la Idea de que estamos dirigiendo a ese Universo. Y si llegamos hasta acá, ya sabemos también que es La Escucha la que nos permite desocultar el desvío y redireccionar nuestros pasos.

Igualmente sabemos también algo mucho más valioso aún: todo lo que desocultemos de nuestro desvío es para Seguir Avanzando hacia nuestro Resultado. No hay otra decisión posible para quien se dirige a la Magia. Y tal combate interno hacia la única decisión posible para el Mago, también deberá llevarse a cabo aun cuando las primeras Señales de La Cosa aparezcan y se muestren perfectamente armónicas con lo que quiero.

Aplicación

Si me proponía encontrar trabajo y el que encontré no es aún el que yo quiero pero me da la tranquilidad de estar empleado y tener un sueldo seguro a fin de mes…. estoy ante una situación que significa un serio compromiso para con mi Ética.

En realidad, para llegar a esta situación en la que deberé tomar una muy seria Decisión, he tenido ya (muy posiblemente sin advertirlo) que tomar otras dos decisiones. La primera es cuando al leer que aún no había Señales de La Cosa igualmente he decidido avanzar. La segunda es, cuando he decidido si tal Señal es armónica o no con lo que quiero; lo cual exige una innegociable Ética de no autoengaño para conmigo. Pero la tercera es la que me obligará a un grado de exigencia superior cuyas consecuencias no recaerán única y específicamente sobre el alcanzar o no el Resultado que me interesa…, sino que me dejarán en una posición ante mí mismo de la que dependerá todo, absolutamente todo en mi Vida.

Todas las Esfinges se encarnan en nuestro entorno cuando estamos ante este Paso: argumentos sumamente ‘lógicos’, sentido común, temores, amenazas, iras…Como que estamos ante un Momento en que se juega Todo en Nuestras Vidas… todo valdrá para La Esfinge.

Lo que verdadera y profundamente en este Paso se está jugando es si nuestro Deseo por llegar al Destino que deseamos tiene tal Magnitud como para no conformarnos con las islitas (Señales de la Cosa) que se nos presentan en el Recorrido hacia Eso… y que parecen paradisíacas comparadas con la perspectiva de continuar navegando a Océano abierto.

Finalmente, si el Destino hacia el cual me Dirijo es el de constituirme en Mago… lo que aquí está a prueba es si soy tan Confiable como para que El Universo detone Verdadera Magia por Mí.

Se debe aprender a no negociar Lo Innegociable. Exactamente Eso es lo que Enseña este Paso. Y lo no negociable es que Su Respuesta, pase lo que pase, y no pase lo que no pase, es Seguir Avanzando hacia lo que Desea.

José Luis Parise.

Artículos Relacionados

Abrir chat