Portal de Távata – Astrología Medellin, Fengshui, técnicas sanación emocional

El poder de los Mantras (Parte 2)

Existen Mantras para casi todo: para alejar los malos pensamientos, relajarse, prepararse para el trabajo, hacer ejercicio, aumentar el amor, etc. La palabra sánscrita Mantra proviene de las raíces “manas” mente y “traiate” liberar; por tanto, el Mantra se considera un liberador de la mente.

Mantra KLEEM:

Contiene la llave energética para activar el poder de la ley universal conocida como Ley de la Atracción. Kleem es usado para atraer abundancia, amor, amistad o cualquier otro deseo. Muchos lo consideran un mantra que manifiesta milagros pues sus efectos son rápidos e indiscutibles.

El Mantra es tan poderoso que los resultados se ven relativamente pronto y entre más se usa – de la manera apropiada – más milagroso es su efecto.

El efecto más común del Mantra Kleem cuando se recita para atraer el amor es el aumento evidente de la atracción física e intelectual. Es decir, usted canta Kleem y a los pocos días notará como obtiene más atención del sexo opuesto.

Mantra OM TARE TUTTARE TURE SOHA:

Su mantra de diez sílabas derrama virtud, serenidad y felicidad, disipando los actos negativos, epidemias y emociones perturbadoras en el viaje hacia la iluminación.

Es conocido como el Mantra cumple deseos.

Mantra A KA TSA MARA TSA SHEN MARA YA PHE:

Poderoso Mantra de protección que al recitarlo nos hace invisibles ante los ojos de los malintencionados.

Mantra para el dinero, OM SHREEM BRZEE NAMAHA:

Es de los más poderosos que existen para atraer prosperidad. Algunos gurús espirituales, como Baskaran Pillai, promueven este mantra como un sonido que encierra la vibración del oro mismo. Por esto, la repetición de este mantra reproduce dicha vibración y tiene el poder de convertir el emisario en imán de riquezas y abundancia.

Usa el mantra Om Shreem Brzee Namaha a diario, repitiéndolo al menos 108 veces cada día.

Mantra OM MANI PADME HUM

Palabras que en sánscrito traducen “¡oh, la joya del loto!”, y cuya pronunciación en español sería “om mani peme jum”, es el mantra de Chenrezig, deidad budista de la Compasión. Es considerado por los monjes tibetanos uno de los mantras esenciales del budismo, pues en él se encuentran condensadas todas las enseñanzas de Buda y por ello mismo, es también uno de los mantras más conocidos en el mundo.

El mantra om mani padme hum se compone de seis sílabas, cada una de las cuales tiene una proyección en la luz y otra en la oscuridad. La invocación de estas energías de trasmutación permite que unas purifiquen a las otras y el practicante pueda alcanzar la ecuanimidad y acceda a la sabiduría del vacío, en el camino a la iluminación.

Mantra NAM MYOHO RENGUE KYO:

Creer en la Ley Mística y recitar Nam-myoho-renge-kyo es tener fe en el propio potencial ilimitado. No es una frase mística que conlleva un poder sobrenatural, Nam-myoho-renge-kyo tampoco es una entidad que nos trasciende y de la que dependemos. Es el principio que afirma que, aquellos que viven vidas comunes y hacen esfuerzos continuados, triunfarán sin falta.

Recitar Nam-myoho-renge-kyo es manifestar la energía pura y fundamental de la vida, reverenciando la dignidad y las posibilidades de nuestras vidas comunes.

Pin It on Pinterest

Shares

Share This

Share this post with your friends!